04/06/2015 | Aire Acondicionado | Comentarios: 0

Consejos de mantenimiento para lograr un funcionamiento correcto de los aparatos de aire acondicionado, a la vez que contribuyen a ahorrar energía y, por lo tanto, a reducir el gasto económico en el hogar.
– Si el equipo ha estado inactivo durante un largo periodo de tiempo, se recomienda encender primero durante unas horas solo el ventilador. Después hay que apagar la unidad para realizar la limpieza de los filtros de aire. Se trata de una operación muy sencilla que se realiza siempre con el equipo apagado.

El primer paso es retirar la carcasa de la unidad interior para acceder a los filtros y eliminar el polvo que se haya podido acumular en ellos. Para ello, basta con aspirarlos o limpiarlos con abundante agua y jabón neutro. Después, una vez que estén bien secos se vuelven a colocar. Se recomienda llevar a cabo esta actividad de manera regular, varias veces al año, ya que no solo evita una climatización ineficiente sino también los malos olores.

Limpieza de la carcasa de la unidad interior, utilizando un paño suave humedecido solo con agua, o con agua y detergente neutro. Después de secarla bien, si es posible, se recomienda dejarla un rato más en un lugar a la sombra para eliminar cualquier resto de humedad. Cuando vuelva a colocarse, hay que asegurarse de que la pieza esté bien fijada. Para su posterior mantenimiento, la limpieza debe hacerse con un paño seco y suave y siempre con el equipo apagado.

Limpieza de la unidad  exterior. Hay que revisar que las entradas de aire no estén obstruidas por elementos extraños, como hojas de árboles o papeles.

Estas operaciones de limpieza son importantes, especialmente si el equipo de Bomba de Calor no calienta tan rápido o con la misma potencia con la que lo hacía al principio. Si al realizar estas comprobaciones, todo está correcto, pero el problema persiste, es conveniente que acuda un técnico para revisar la instalación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.